viernes, 1 de marzo de 2013

LAS JOYAS DE CORINNA

Muy bueno este pequeño comentario de Carmen Duerto en Yo Dona: Primero fue el reloj Royal Oak Audemars Piguet, posiblemente de acero, con el que apareció en la portada de la primera entrevista en El Mundo y ahora la pulsera en primer plano del último número de Hola! Dos detalles que no son casuales. Primero, dejan claro que marcan distancias: "tengo una posición, rubia pero con clase. Una mujer de pocas cosas pero magníficas". Segundo, es lo que esas joyas pueden significar no son joyas que uno se compra, sino que más bien te las regalan o heredas. Puede que en la entrevista no diga mucho o no todo lo que podría decir, al estilo del que cobra en sobres con dinero B, que lógicamente no lo mezcla con el dinero A. Te preguntan y muestras la declaración "oficial" pero la otra te la guardas. Esto es igual, dices hasta dónde puedes decir o te interesa decir, siempre hay que guardarse ases en la manga para negociar. Pero lo que muestras en las fotos, es el caso de estas dos valiosas joyas, también está lanzando mensajes. ¿Cómo llegaron a sus muñecas? Y lo que es más interesante, ¿quién se las regaló? Si Bárbara Rey tenía las suyas y sus vídeos salvoconductos, Corinna también tendrá las suyas. Una pulsera vintage con 14 diamantes talla esmeralda que podría costar entre tres o cuatro millones de euros y un Royal Oak de Audemars Piguet que no bajaría de 18.000 euros, en el caso que fuera el de acero, en oro o platino, se dispara el precio. Son detalles en portada igual de interesantes que conocer el nombre de su cirujano plástico, para intentar evitarlo. Corinna ya no es lo que dice sino los mensajes que lanza con sus aderezos. Que ahora salga en el Hola!, que no da puntadas sin hilo y es conocido por haber protegido en incontables ocasiones a los miembros de la Familia Real, comprando numerosas fotos para que no se publicasen y dañasen la imagen de los Borbón y allegados, que hayan sacado a Corinna y a sus joyas en portada, eso sí que es digno de mención y sospechoso. Que mantengan una amistad entrañable desde 2004, que le acompañe en visitas de Estado, que haya vivido en Madrid (los rumores dicen que en la propia Zarzuela en un pabellón que el rey se hizo construir en el recinto), que hayan cazado juntos elefantes, que le haya buscado trabajo al marido de la infanta Cristina, que les hayamos visto posando en photocall a Corinna, junto al rey y al matrimonio Urdangarín en unos premios Laureus y... es algo tremendo, y me parece bien que ella conceda entrevistas para aclarar lo que quiera aclarar pero lo que están haciendo, se lo están haciendo ellos solitos y desde dentro. ¿Dónde está la Reina, dónde está la familia? Pero sobre todo, qué buen gusto tiene la persona que le regala las joyas a Corinna.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada